El Rincón del Básquet 1ª Balear – Jovent y Es Castell aguantan el pulso

Compartir

El Rincón del Básquet 1ª Balear

Jovent y Es Castell aguantan el pulso

Es Castell poco pudo hacer ante un gran Jovent – Foto: Sabi Llambias

La tercera jornada de la Liga Balear mantiene al CB Jovent femenino y al CB Es Castell masculino aguantando el pulso, en la parte más alta de la clasificación. El Jovent no tuvo problemas para deshacerse del CB Es Castell y sigue al acecho del Sant Josep. Por su parte Es Castell se deshizo del Bàsquet Calvià y a la espera de que el Esporles juegue su partido, es líder de su grupo.

Del resto de resultados cabe destacar la derrota del CD Alcázar masculino en Eivissa ,ante el Sant Antoni, lo propio hizo el CCE Sant Lluís en Mallorca, ante el La Salle de Palma. El Jovent, en partido adelantado de la quinta jornada, cayó derrotado ante el Santa María. El CB Ciutadella femenino no tuvo opción ante Imprenta Bahía.

En cuanto al resto de resultados, la Liga femenina, que tiene al Sant Josep como líder, el Centre de Tecnificació venció en Llucmajor al Dicars, 58-69, el Sant Josep al La Salle de Palma, 95-29, yel PDV de Eivissa al Molinar, 56-62 en el Grupo “A” masculino, que lidera el Sant Antoni, el Bàsquet Manacor no tuvo problemas para vencer al Molinar, 101-66, y el Ágora Portals se deshizo del Son Servera, 94-60. En el Grupo “B”, el Santa María venció al Dicars, 86-79.

Todos los resultados y clasificaciones en el siguiente enlace: https://competiciones.fbib.es/1

Liga Balear femenina

El Jovent sentencia a las primeras de cambio y sigue en lo más alto

El Jovent no dio opción a Es Castell – Foto: Sabi Llambias

No hubo lugar a la sorpresa, el CB Jovent d’Alaior impuso la lógica y sentenció a las primeras de cambio, con sendos parciales de 22-6 y 23-3 que dejaron la segunda parte sin ningún tipo de emoción. El acierto local y su gran defensa fueron la base sobre la que se sustentó la victoria ante el CB Es Castell, 69-33., que le permite seguir en lo más alto de la clasificación. Las visitantes mejoraron sus prestaciones tras el descanso y lograron maquillar un marcador que llegó a reflejar 48 puntos de diferencia. María Montserrat fue la mejor de las locales, con 15 puntos, mientras que por parte visitante destacó Sonia Sastre, con 10 puntos. 

La igualdad solo se mantuvo en los 5 minutos iniciales, en los que las de Lluís Pons parecían contener el ataque local. Pero justo en el ecuador del período, un triple de Garau abrió la veda. El Jovent se puso a defender,  anulando cualquier opción ofensiva visitante. Parcial de 16-2 para las de Tolo Saura y partido encarrilado al finalizar los primeros 10 minutos, 22-6. Poco o nada cambió la decoración en el segundo acto, con las locales desatadas y ensanchando el marcador a medida que pasaban los minutos. Pese a los intentos de Es Castell, las locales llegaron al descanso con un claro 45-9.

Tras el descanso algo si empezó a cambiar, especialmente a partir del minuto 7 del tercer acto, al que se llegaba con la máxima renta local. Es Castell se empezaba a zafar de la férrea defensa local y pasaba de un 62-14 a un 63-24 al finalizar el período, tras un parcial final de 1-10. En los 10 minutos finales el Jovent solo anotaría 6 puntos, por lo que las visitantes consiguieron rebajar en 3 puntos más la diferencia final.

El Ciutadella cae ante un Imprenta Bahía superior

El equipo de Jaume Rovira mejoró con el pase de los minutos - Foto: X.RotgerNada que objetar a la cómoda victoria del Instituto fertilidad-Imprenta Bahía en el Pavelló Municipal d’Esports de Ciutadella, ante el CB Ciutadella, 52-83. La victoria mallorquina se gestó en los primeros 20 minutos, en los que las mallorquinas impusieron su juego. Tras el paso por los vestuarios el equipo de Jaume Rovira mejoró notablemente y, sin llegar a inquietar la renta visitante, si trató de tú a tú al Bahía. Joana María Camps fue la mejor de las menorquinas, anotando 19 puntos. Sofía Cortés fue la máxima anotadora visitante, con 17 puntos. 

La salida local fue, cuanto menos, esperanzadora, obteniendo incluso ventaja, 6-5, y aguantando el primer tirón mallorquín. Un primer 0-6 puso al Imprenta Bahía por delante y fue el principio del fin para el Ciutadella. En apenas 3 minutos de juego las visitantes se vieron con 13 puntos de ventaja, que ya resultaron inalcanzables para las de Poniente. El poderío ofensivo mallorquín quedó demostrado en unos minutos de pleno acierto, entrando en el segundo período con un claro 13-29.  Casi 5 minutos estuvieron sin anotar las de negro, que vieron como se escapaba cualquier opción de inquietar la victoria mallorquina. El marcador señalaba un 14-40 a 5 minutos del descanso cuando empezaron a notarse ciertos síntomas de mejoría local. Empezó a encontrar más facilidades en ataque, consiguiendo que la diferencia no fuera a más, al descanso 28 puntos de ventaja visitante, 22-50.

Tras el paso por los vestuarios la diferencia ya no variaría en exceso, el partido estaba en una fase de parciales para uno y otro equipo, por lo que el marcador siempre se movía en torno a los 30 puntos de renta para el Bahía, 35-62 o un 39-71 al finalizar el tercer cuarto. Hasta los 25 puntos logró reducir la renta en los minutos iniciales del parcial final, 46-71 tras triple de Piris. De ahí no pasarían las locales, ya que el marcador final volvió a recuperar el entorno de los 30 puntos con los que el partido llegó a su fin.

Liga Balear masculina

Orfila, Mercadal y Llufriu guían a Es Castell hacia el liderato

Mercadal, uno de los jugadores que lideraron la victoria, en una imagen de archivo – Foto: Jaume Fiol

El CB Es Castell continúa dando buena cuenta de sus rivales, en esta ocasión le tocó al Bàsquet Calvià sufrir el potencial local, y eso que los mallorquines se mostraron muy combativos y no bajaron los brazos hasta el último período. Orfila, Mercadal y Llufriu lideraron la victoria local, 98-73, con 23, 22 y 21 puntos respectivamente. La diferencia final que se fraguó en los últimos 10 minutos. Se produjo el debut de Dani García, que acabó el partido con 8 puntos. David Bernat fue el máximo anotador del Calvià, con 19 puntos.

Sergi Llufriu abrió el partido de la mejor manera posible para los de Joan Martínez, 7 puntos consecutivos parecían empezar a marcar distancias en el marcador. Parecía que la victoria empezaba a encarrilarse, con un Es Castell que doblaba en puntuación a su rival, 24-12, pero el Calvià no vino a entregarse a las primeras de cambio y llegó al final del primer período vivo, 27-18. Tras un 33-21 en los primeros compases del segundo acto, los mallorquines pusieron en serios aprietos a los locales. Un parcial de 0-8 liderado por Bernat encendía las luces de alarma menorquinas, que veían como el Calvià le pisaba los talones, 33-29. Los mallorquines siguieron mostrándose muy sueltos y llegaron a situarse a 2 puntos, 47-45, en unos minutos en los que Es Castell estaba sufriendo. Se llegó al descanso con todo por decidir, 49-45.

Dos triples de Cice Mercadal y los puntos interiores de Jan Orfila volvieron a abrir hueco en el tercer período, pareciendo encarrilar, ahora sí, la victoria, 67-51, pero el Calvià no había dicho aún su última palabra y volvió a acercarse en el tramo final del acto, con un 0-10 de parcial, con Díaz como protagonista en este tramo. Con un incierto 67-61 se entraba en el tramo decisivo del encuentro, en el que finalmente Es Castell pudo sentenciar. La resistencia mallorquina se acabó y el poder ofensivo local hizo el resto. Dani García, con un triple, volvía a poner tierra de por medio, +11 para los locales, y de ahí hasta el final la renta no hizo más que aumentar, quizás excesiva por lo visto a lo largo de los 40 minutos, pero suficiente para ser líderes, con el permiso del Esporles.

El Sant Lluís planta cara pero sigue sin ganar

Muñoz máximo anotador azul, en una imagen de archivo - Foto: X.RotgerA la tercera no fue la vencida, el CCE Sant Lluís cayó en Mallorca ante el La Salle de Palma, 78-71 y sigue sin conocer la victoria. Los azules realizaron un buen partido, plantando cara y llegando a dominar el electrónico en diversas fases del encuentro. Pero en tramo final del tercer cuarto el equipo local cogió el mando y ya no lo abandonó. Sergio Muñoz y Toni Ballester fueron los mejores jugadores del equipo menorquín, anotando 24 y 23 puntos respectivamente. Los triples de Jerez y Company catapultaron al La Salle hacia la victoria, 7 entre los dos.

La igualdad marcó el desarrollo del primer período, pese a que Jerez ya hacía de las suyas desde el 6’75, el Sant Lluís aguantaba el tirón y un triple de Tudurí dejaba el marcador en un apretado 14-13 en el ecuador del período. La producción interior de Muñoz permitía cerrar el primer cuarto con un igualado 21-18.  El equipo de Xavi Carreras estaba realizando un buen partido, luchando por cada posesión e incluso cogiendo las primeras ventajas, 26-29 tras triple de Ballester. La defensa planteada desde el banquillo menorquín surtía efecto y punto a punto, desde el tiro libre, el Sant Lluís abría un hueco de hasta 7 puntos, 33-40, que logró ser reducido al descanso por los lasallistas, 37-40.

El Sant Lluís mantuvo el mando hasta el minuto 3 del tercer parcial, en el que los locales igualaban el partido a 43. A partir de este momento los menorquines empezaron a sufrir, el La Salle apretó las clavijas en defensa y, liderado por Company y sus triples, empezó a decantar el partido. Entró en el tramo final con una renta de 13 puntos, que supo gestionar a la perfección. Ya no abandonaron el mando del partido y se llevaron la victoria, 78-71, que deja al Sant Lluís en la zona baja del Grupo “B”.

El Alcázar se queda con la miel en los labios y cae en la prórroga

El equipo de Álvaro Fernández cayó en la prórroga – Foto: Toni Pons Barro

El CD Alcázar se quedó con la miel en los labios en Eivissa, ante el Sant Antoní, cayó derrotado, 64-59, en un gran partido, especialmente a nivel defensivo, de los rojillos. Fue un encuentro igualado en el que hubo distintas alternativas, pero al final el equipo local se llevó el gato al agua, tras forzar la prórroga, y se adueña del liderato. Joan Villalonga, con 4 triples y 19 puntos fue el mejor jugador del Alcázar. Los de Eivissa tuvieron en Javier Moral a su máximo anotador, con 13 puntos. 

Fue un partido eminentemente defensivo y el primer cuarto es un fiel reflejo de esta propuesta de encuentro. En este contexto los de Álvaro Fernández fueron los primeros en adaptarse, cogiendo las primeras ventajas, 2-7, 5-9 o el 11-13 con el que finalizó el primer cuarto. Los de Maó aún se mantuvieron con ligeras ventajas en los primeros minutos del segundo cuarto, hasta el minuto 7, en el que el marcador era de 21-22 y el Sant Antoni empezó a carburar en ataque, un 6-0 le devolvía el mando en el marcador y se llegaba al descanso con un apretado 27-24 para los locales.

Villalonga lideró la producción ofensiva menorquina en los minutos iniciales del tercer período, en los que el Alcázar trataba de tú a tú a un buen equipo como es el Sant Antoni. Las alternativas eran constantes, 34-35, 38-36 o el 42-40 con el que se entró en los 10 minutos finales del partido. Un partido que estaba abocado a decidirse en un cara o cruz en 10 minutos apasionantes, en los que el guión no cambió, el Alcázar tuvo la victoria en sus manos, tras entrar en el minuto final con 2 puntos de ventaja, 52-54, pero Moral llevó el partido a la prórroga, tras empatar el partido a 54. Un tiempo extra en el que los locales, con dos triples Rosa de Sou, abrieron un hueco que resultaría definitivo para llevarse un partido cargado de emoción.

El Santa María borra al Jovent a golpe de triple

El Jovent pagó en el último cuarto el esfuerzo de ir a remolque – Foto: X.Rotger

En partido adelantado de la quinta jornada, el CB Jovent cayó derrotado ante el Santa María, 110-73. No es que los casi 40 puntos de diferencia fueran obtenidos exclusivamente desde el 6’75, de hecho el Santa María acertó 9, por 8 el CB Jovent, pero si que esos 9, en momentos puntuales, sirvieron para empujar a los mallorquines hacia una victoria holgada, demasiado por lo visto en los primeros 30 minutos del partido. El Jovent, pese a ir por detrás, siempre dio guerra, hasta que se desfondó en el último acto, en el que encajó un sangrante 35-8, con 5 triples que resultaron un latigazo para los menorquines. Los triples de Xavier Martí, que acabó con 24 puntos, resultaron insuficientes para contrarrestar el acierto local. Joan Tomás, con 26 puntos, y Jordi Crespí desde el triple, 4 anotados, resultaron la peor pesadilla para los menorquines.

Y eso que si nos olvidamos del último cuarto el equipo de Miquel Sintes compitieron, pese a ir siempre a remolque. Los locales lanzaron el primer aviso en los minutos iniciales, con tres triples y escapándose hasta los 9 puntos, 13-4, con 5 minutos jugados. Pero el Jovent se sobrepuso en apenas 2 minutos, volviendo a entrar en el partido, 15-12. Pero los locales se encontraban cómodos en ataque y cerraron los primeros 10 minutos con cierta comodidad, 26-19. Dos triples de Xavier Martí en los albores del segundo acto volvieron a estrechar el marcador, con un Jovent peleón que parecía hacer la goma, 34-31. Era el momento local, para volver a recuperar el terreno perdido y llegar al descanso con 7 puntos de ventaja, 50-43.

Tras un 4-0 de salida, que parecía romper el partido, apareció Mateu Orfila para rescatar de nuevo a los menorquines, que, aunque fuera en la parte trasera, parecían reincorporarse al “pelotón”, 56-52, pero tanto esfuerzo empezó a pagarse y el equipo se empezó a descolgarse de nuevo y esta vez sería ya la definitiva. Con 75-65 se entró en el período final y ahí el Jovent desapareció, una malgama de acierto ofensivo, desde dentro y desde fuera. Dos triples de Crespí liderarían el latigazo definitivo, con un 14-0 de parcial, del resto del cuarto, excesivo castigo para un Jovent que llegó sin gasolina y se desplomó, con un 35-8 de parcial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *